martes 27 de septiembre de 2022 - Edición Nº1699
Frente de Organizaciones en Lucha » Regionales » 6 sep 2022

Río Negro

Universidad Piquetera, una apuesta a la formación política por la transformación social

Como parte de un proyecto a nivel nacional, comenzó la Universidad Piquetera en la sede sur. Alrededor de 60 integrantes del FOL estuvieron debatiendo y formándose durante una jornada intensiva de tres días.


El 2, 3 y 4 de septiembre, en la Escuela nº 294 “Maestros Argentinos” de Cipolletti nos encontramos 60 integrantes del FOL provenientes de Valle Medio, Fiske Menuco, Cipolletti, Cinco Saltos y El Bolsón para debatir, intercambiar experiencias territoriales y formarnos respecto al origen del capitalismo y el patriarcado, el neoliberalismo y el surgimiento del movimiento piquetero y el poder popular. Para Mirtha Torres, del FOL Fiske Menuco, la Universidad piquetera “es un espacio de formación y que te deja una enseñanza de cómo es estar formados y la convicción de por qué y para qué pertenecemos a una organización”.

Esta instancia nos propuso “conocer para transformar” a través de talleres, paneles y debates pensados desde la educación popular. La importancia de la formación política según Yessica de Fiske Menuco es que se trata de “poner el cuerpo, debatir, escuchar, charlar. Es importante porque tenemos que vivir esas formaciones para poder transmitir. Te hace crecer como persona, te expande la mente, te da la posibilidad de decir que no sólo es lo que yo fui viendo mientras crecí, sino también te abre otros horizontes. Creo que como seres humanos, como parte del pueblo trabajador necesitamos estos espacios, hacernos más fuertes y creer en el propósito que tenemos. Parte de esto es no dejar de luchar y seguir dando a conocer todo lo que está pasando y lo que aprendemos en estos espacios.”

También significó un espacio de encuentro entre compañerxs en el que pudimos conocernos, charlar, tomar mates, reír, llorar, bailar, actuar y construir saberes desde nuestras experiencias. En este sentido, Silvina de Fiske Menico expresó que a través del teatro “pudimos traslucir las realidades que vivimos que son similares en cada lugar” y que esta instancia sirvió “para intercambiar aprendizajes, poder aprender juntos y en conjunto de diferentes historias que estaban guardadas o que no teníamos conocimiento. Sirvió para que podamos desarrollar más el saber del por qué nos reunimos, por qué tenemos asambleas, por qué salimos a la lucha”.

Constantemente nos enfrentamos a la estigmatización, la persecución y la criminalización de todo un sistema que nos dice vagxs e ignorantes reforzando un sentido común que, como aprendimos este fin de semana, transmite y difunde las ideas e intereses de la clase dominante. En esta clave, Silvina también de Fiske Menuco comentó que “es importante formarnos políticamente para que nadie nos cuente la historia que quieran contarnos sino que sepamos realmente porque pasa lo que pasa, a donde van nuestras riquezas cuando no tenemos ni para comer nosotros, la tranfugueada del Estado con todas las personas, con todos nosotros, burlándose todos los días de nuestras necesidades. Es importante saberlo, que abramos los ojos y para eso es bueno que podamos formarnos y formarnos es leer, instruirnos, intercambiar ideas y poder transmitirlas a todas las personas”.

Ante este panorama al que se suma la crisis, el hambre en nuestras casas y el ajuste que vivimos todos los días, construimos resistencias en clave feminista, socialista, plurinacional y popular para las que son indispensables este tipo de formaciones. Mónica de Fiske Menuco remarcó que “es lindo porque sirve para que te capacites para afrontar los problemas que tenemos en el barrio (...) es muy lindo aprender cosas nuevas, me gustó mucho”

A través de diversas propuestas que nos invitaron a poner el cuerpo, fuimos tomando conciencia de nuestro lugar fundamental en esta sociedad y la transformación de raíz que proponemos con nuestro proyecto político. Para Cecilia de Cinco Saltos la experiencia implicó aprender “cómo ser mejores compañeros, acompañamiento a la lucha para llegar a un buen futuro, aprendimos de la historia, que los compañeros vienen peleando hace muchos años por un cambio”. En esta misma línea se expresó Milena de Fol Fiske Menuco, recuperando que el funcionamiento del neoliberalismo y el surgimiento del movimiento piquetero fue de las cosas que más le interesaron e invitaron a la reflexión: “desde dónde surgimos, qué ganamos a través de la lucha, como siempre fuimos señalades y estigmatizades, por qué deberíamos seguir luchando, la dinámica que implica tener clases dominantes y las clases subalternas. Aprendimos que somos nosotres, les oprimides y como esto se vincula con las políticas estatales que nos hacen creer que nos ayudan pero no es tan así”.

Destacamos el compañerismo, la unión, la solidaridad, el compromiso y la predisposición de todos, todas, todes a la hora de poner el cuerpo para ser sujetos y sujetas activas del proceso de aprendizaje. Candelaria de Cipolletti destacó “cómo se fue dando todo, como conectamos, cómo nos vinculamos entre todos y todes”

Mirko de Fol Fiske Menuco puso el foco en lo que hacemos en este presente para construir un futuro colectivo, “es importante para entender nuestra posición en la sociedad actual y crear conjuntamente caminos hacia la sociedad que queremos. Entender de dónde venimos, con los movimientos de lucha en el pasado y los que continúan hoy y hacia dónde vamos con convicciones socialistas en el trabajo cotidiano que realizamos en el día a día en la organización”.

En este presente tan complejo, vamos construyendo los cimientos de esa sociedad que queremos. Reconocimos en este encuentro que estamos creando poder popular en el presente a través de la democracia de base en nuestros espacios asamblearios, la acción directa en la lucha callejera, la independencia política de todos los gobiernos patronales, la lucha antipatriarcal porque no queremos que las vidas de las mujeres, lesbianas, travestis, trans, no binaries y bisexuales carguen con las violencias y opresiones de este sistema machista y heteropatriarcal. Nos reconocemos trabajadores y trabajadoras precarizadas que nos autoorganizamos sin patrones, confiando plenamente en nuestra capacidad para autoregular nuestro trabajo, que desarrollamos además en función de las necesidades que atravesamos en los barrios populares. Estamos construyendo poder popular y lo hacemos entrelazando nuestra lucha con otros sectores que proponen la transformación de este sistema para pocos.

En este sentido, fue fundamental la presencia de Mauricio Vidal y José Luis Bonifacio del Frente Popular Darío Santillán, Piwke Rosas y Guillermo Pesoa de Marabunta, Zulema Aguirre del  Frente Popular Darío Santillán Corriente Plurinacional, Lefxaru Nawel de la Confederación Mapuche de Neuquén y Andrés Blanco obrero de Fasinpat y diputado provincial por el PTS. La articulación con estas organizaciones tenía por objetivo acercar y recuperar experiencias, saberes y trayectorias de luchas que se están llevando a cabo en los territorios. Yessica expresó aquello que nos llena de alegría y de esperanza al compartir con compañeros y compañeras de otros espacios: “sentir que no es una lucha solo nuestra sino que hay muchos movimientos y sectores que están con sus propias luchas y el ejemplo de ellos nos ayuda, nos acompaña y nos fortalece”

Formarnos políticamente “es lo que le da cuerpo y sostén a nuestra organización. No habría forma de organizarnos, de salir a las calles, de generar el laburo barrial que tenemos si no nos formáramos. Y si no tuviéramos espacios de formación e instrucción constante como las asambleas y de encuentro como la universidad piquetera” expresó Milena de Fol Fiske con la contundencia habitual de las compañeras.  Ante el avance de la derecha fascista, ante el saqueo a la clase trabajadora para pagar una deuda ilegítima, ilegal y fraudulenta, resistencia popular y desde abajo, hasta que todo sea como lo soñamos.

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:

NEWSLETTER

Suscríbase a nuestro boletín de noticias

VIDEOS