miércoles 06 de julio de 2022 - Edición Nº1616
Frente de Organizaciones en Lucha » Novedades » 23 mar 2022

24 de marzo

A 46 años del golpe genocida: ¡30.400 mil detenides desaparecides presentes! No al acuerdo con el FMI

El jueves 24 de marzo se llevará a cabo una nueva movilización en todo el país por los Derechos Humanos de ayer y de hoy, al cumplirse 46 años del golpe de Estado e instauración de la dictadura cívico-eclesiástica-militar. El aniversario se cumple en el marco actual de un acuerdo infame con el FMI, y la imposición de políticas de ajuste a la clase trabajadora, algo contra lo que también luchaban les compañeres detenides desaparecides.


El miércoles 24 de marzo de 1976 por la madrugada se asestó un golpe muy fuerte a la población del país. Fue un golpe de Estado que interrumpió la institucionalidad democrática del entonces gobierno de Isabel Martínez de Perón mediante las Fuerzas Armadas, sí. Pero fue mucho más que eso. Era frecuente la interrupción de gobiernos elegidos por el pueblo, pero esa dictadura cívico-eclesiástica-militar vino a imponer un plan político y económico que empobreció a la clase trabajadora a márgenes infinitos en la perdida de sus derechos básicos. Y para llevarlo a cabo se asistió con los peores métodos represivos, a fuerza del terror y el genocidio.

Un plan sistemático para desaparecer, torturar, asesinar a miles de trabajadores, estudiantes, educadores, artistas, y cualquier persona solidaria que activara en pos de un cambio. Un cambio de raíz para la situación económica, social  y política que se perfilaba tendiente a seguir en una dependencia absoluta de las variables dirigidas por las potencias imperialistas. Como si fuese un génesis de las políticas neoliberales de los años ´90, se consumó la destrucción de las fuentes laborales, y de los derechos de las y los trabajadores, se avasallaron los derechos fundamentales conseguidos con la lucha de décadas anteriores, como el acceso a una vivienda digna, salud y educación.

30.400 personas fueron desaparecidas. Este número es consensuado desde hace unos años por el reclamo del activismo de la diversidad sexual, que afirma que 400 personas LGBT+  fueron desaparecidas y es la forma de pedir Memoria, Verdad y Justicia por todes.

Las consecuencias de tamaña pérdida aún hoy las sentimos, y a 46 años de esos hechos seguimos saliendo a las calles a exigir que los genocidas tengan cárcel común y efectiva por los delitos de lesa humanidad que cometieron, que los cómplices empresariales y eclesiales tengan su misma suerte y se acabe con esa impunidad, y que las personas que perdieron su identidad, como hijxs y nietxs de les desaparecides la puedan recuperar.

Hoy, salir a movilizar ante cada injusticia sigue siendo el método de lucha heredado de parte de las y los luchadores de esa época y de quienes les precedieron. Y en estos momentos, justamente, los motivos para salir se profundizan.

Hace una semana se consumó el acuerdo entre el Gobierno y el Fondo Monetario Internacional (FMI), la estafa organizada bajo el mandato de Macri, es ahora legitimada y asumida por el actual de Fernández, además del saqueo de la riqueza y los bienes comunes de todo el pueblo argentino.

Es notable que mientras este debate se registraba, nos enteramos que durante 2021 el costo de la canasta básica total marcó un avance de 40,5%,   lo cual implicó que un grupo familiar de cuatro personas necesitó percibir $76.146,13 para poder abonar alimentación y servicios básicos y no caer debajo de la línea de la pobreza. Los números de estos meses en lo que va de 2022 marcan que la canasta básica total aumentó 6,6% durante febrero, por lo cual esa misma familia tipo requirió percibir ingresos por $ 83.807 para no caer debajo de la línea de la pobreza. Entonces, en el primer bimestre del año la canasta básica alimentaria acumula un incremento de 13,5%.

Mientras tanto, los ingresos de les trabajadores que perciben Potenciar Trabajo son de una miseria, siendo de 32 mil pesos en algunos casos, con un mínimo de 16.500 para quienes ingresan al programa. Todo se sigue encareciendo para la mayor parte de lxs trabajadorxs más empobrecidos y los salarios siguen cayendo fuertemente.

A eso se le suma que tras este acuerdo está avalada la revisión trimestral de nuestra economía por el FMI, con una injerencia para tomar decisiones económicas y co- gobernar. Ya el ajuste trae las consecuencias en la salud y vida de nuestra clase social.

Es por eso que salimos nuevamente a gritar y llenar las gargantas de cantos para reivindicar a les 30.400 que enfrentaban estas políticas de sumisión, y retomamos sus banderas para luchar por una salud y educación dignas, por tierra para vivir, contra el saqueo y el extractivismo como formas de expoliarnos, contra el gatillo fácil y los femicidios, y contra la creciente criminalización de los movimientos sociales.

Una vez más gritamos ¡Memoria, Verdad y Justicia!

¡¡30.400 desaparecidxs detenidxs presentes ahora y siempre!!

¡¡Unidad, lucha y organización!!

 ¡La deuda es con el pueblo, no con el FMI! 

¡Basta de saqueo y extractivismo!

¡Fuera FMI!

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:

NEWSLETTER

Suscríbase a nuestro boletín de noticias

VIDEOS