viernes 19 de julio de 2019 - Edición Nº533
Frente de Organizaciones en Lucha » Novedades » 28 mar 2019

Derrumbe de la economía

Durante el 2018, hubo 5871 pobres nuevos por día y suman dos millones

Las estadísticas del Indec confirmaron los análisis realizados por la UCA y dejan a la vista un panorama desolador. Mientras tanto el gobierno ratifica el rumbo de su modelo económico


El Indec dio a conocer, hace algunas horas, los nuevos índices de pobreza e indigencia que arroja la Encuesta Permanente de Hogares que se realiza cada seis meses. La misma determinó un panorama desolador: el 32% de la población se encuentra por debajo de la línea de pobreza, mientras que el 6,7% es indigente.

Si se suman los dos millones de pobres nuevos a los ya existentes se puede determinar que hay alrededor de 14 millones de personas a nivel nacional que son pobres, mientras que 3 millones ni siquiera llegan a cubrir las necesidad alimentarias básicas y viven apenas sobreviviendo en la indigencia.

En febrero una familia de 4 integrantes necesitó 27.570$ para cubrir la Canasta Básica Total, que además de alimentos incluye gastos de transporte, vestimenta y educación. Por su parte para alcanzar la Canasta Básica Alimentaria se necesitaron 11.117$, y las personas que no llegan a reunir esos ingresos son consideradas indigentes.

A su vez, la situación económica continua empeorando y pese a todos los indicadores negativos y en rojo, el gobierno decide ratificar el rumbo de su modelo económico y las decisiones que vienen tomando. Además el acuerdo con el Fondo Monetario Internacional implicará seguir profundizando el ajuste y las medidas regresivas para el conjunto de las y los trabajadores.  

Desde diciembre del año pasado hasta febrero del 2019 hubo un 6,8% de inflación, mientras que la suba de precios anual fue de un 51,3%. A su vez el dólar se incrementó en 6 pesos desde diciembre a la fecha, y se prevé que la corrida bancaria pueda seguir aumentando en los próximos días. Hay que tener en cuenta entonces, que los datos del Indec son del semestre pasado y que si se consideran las cifras antes nombradas, la situación de las familias trabajadoras puede ser aún peor al día de hoy.

“La pobreza duele, claramente. Y hoy es un día triste” dijo Carolina Stanley en la conferencia de hoy, y agregó “también es cierto que la pobreza no es solo una cifra, es una realidad que vivimos, que recorro, que recorremos todos los días, hombres, mujeres, niños y niñas que están en esta situación, y también trabajamos todos los días para revertir esta situación.”

Con estas declaraciones, cabe preguntarse como la ministra puede afirmar que sufre por la “realidad que vivimos”, cuando percibe un salario de 236.278 mensuales; está claro que Stanley está muy lejos de vivir esa realidad. A su vez, lejos de acompañar a las familias que más lo necesitan y de trabajar para que millones de personas salgan de esta situación sigue dándole la espalda a los movimientos sociales que vienen reclamando aumento salarial y puestos de trabajo.

Frente a esto, desde las organizaciones sociales anunciaron hoy en una conferencia de prensa que redoblaran y profundizarán las medidas de protesta, y llamaron a convocar un paro general urgente para enfrentar las políticas de ajuste del FMI y del gobierno macrista.

 

 

 

 

 

 

 

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:

NEWSLETTER

Suscríbase a nuestro boletín de noticias

VIDEOS