sábado 04 de julio de 2020 - Edición Nº884
Frente de Organizaciones en Lucha » Regionales » 16 jun 2020

Rosario

La lucha por el terreno propio

El Frente de Organizaciones en Lucha (FOL) desde hace un mes en la ciudad de Rosario ha obtenido un terreno en el barrio Tío Rolo. Allí cada fin de semana además de poner a punto el lugar, realizan merendero comunitario para las y los vecinos.


En la voz de Carlos, el relato de la historia del predio donde actualmente las y los integrantea del FOL de Rosario, Santa Fé, ponen en marcha un sueño. 

Desde el año pasado que veníamos pensando en la mesa de delegades la posibilidad de abrir el FOL en otros barrios y poder crecer en el territorio para llegar a mas vecines y a la vez lograr que les compas que viven más lejos no tengan que trasladarse desde tanta distancia para llegar a    trabajar, ya que solo tenemos el galpón en barrio Villa Urquiza y por lo tanto hay compas que deben tomar hasta dos colectivos para llegar.

Entendíamos que hay muchos barrios con mucha necesidad y que una copa de leche o comedor sumaria considerablemente. Teníamos presentes que en principio debíamos contar con fondos y conseguir algún terrenito que podamos comprar o a lo sumo tomar. Entre les compas y delegades nos dimos la tarea de ir averiguando lugares por zonas donde exista más urgente la necesidad de organizarse y tengamos más compas ya militando y luchando en el FOL. Este año seguíamos abordando este tema y justo surgió lo de la pandemia, que complicó bastante más las cosas. De todos modos seguíamos buscando poder realizar ese objetivo fijado, porque nuestra cooperativa está en un programa que te da la posibilidad de construir tu propio espacio, pero que requeriría de terreno propio, por lo era de suma urgencia poder conseguirlo.

Hace un mes y medio atrás, aproximadamente, una compañera trae a la mesa de delegades una propuesta de comprar un terreno en barrio Tío Rolo ya que existían varios lotes en venta y a muy buen precio, así que resolvimos ir a averiguar bien y conocer el lugar.

Nos pareció ideal para el proyecto que veníamos pensando y además por la necesidad evidente que existe en el barrio. Sin más tiempo que perder en mesa de delegades resolvimos comprar el terreno para poder bajar el proyecto. Es así que ya hace dos semanas que nos venimos organizando con delegades y compas voluntarios para poder ir los fines de semanas a limpiar, abrir cimiento, pero también a sostener un merendero que consiste en entregar  mate cocido con leche y tortas fritas para todes les vecines, los cuales se han acercado con muchas ganas de ayudar en lo que sea necesario.

Estamos muy entusiasmados en poder seguir construyendo en este nuevo barrio, generar trabajo genuino y poder organizarnos con les vecines del lugar para conseguir todos los derechos que vienen siendo postergados por los diferentes gobiernos.

 

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:

NEWSLETTER

Suscríbase a nuestro boletín de noticias

VIDEOS