domingo 16 de diciembre de 2018 - Edición Nº318
Frente de Organizaciones en Lucha » Regionales » 21 sep 2018

Comunidad Qom, en el Espinillo

Chaco: escenario de un exterminio silencioso

La historia del genocidio de las poblaciones originarias en Argentina no ha finalizado, encuentra su continuidad en la desidia estatal, el engaño y el abuso que sufren miles de personas en la provincia norteña.


La localidad El Espinillo se encuentra al noroeste de la provincia de Chaco en la zona del Impenetrable. En este pueblo viven alrededor de 5 mil personas pertenecientes a la comunidad Qom, que hace tiempo vienen denunciando, sin ser escuchados, la situación de extrema precariedad y pobreza en la que viven.

Marcial es referente de su comunidad y recientemente se incorporó al Frente de Organizaciones en Lucha. “vivimos en un pueblo muy olvidado. No conseguimos trabajo, y los compañeros no cobran ni una pensión, ni la Asignación Universal por Hijo, ni la jubilación. La situación para nosotros es tremenda, vamos a buscar changas pero no conseguimos nada, vendemos leña pero no alcanza. Hay días que no podemos comer, por eso pensamos en luchar para que podamos lograr algo. Lo que más necesitamos es la mercadería y el comedor para los chicos y los abuelitos” dijo Marcial.

La situación de las familias que habitan en pequeñas comunidades del norte chaqueño es muy similar. La falta total de trabajo, la dificultad para acceder a la educación, la salud y la vivienda, los caminos intransitables que muchas veces por cuestiones climáticas los dejan aislados, y la falta de agua potable hacen insostenible la vida.

Ni el gobierno provincial ni el municipal dan respuestas a las necesidades básicas de la gente de la zona, por lo que la desidia estatal termina configurando un exterminio silencioso de la población que se ve condenada apenas sobrevivir.

Maricel es la compañera de Marcial, y trabaja junto a 20 mujeres más en una cooperativa que produce artesanías. Hacer un canasto chico les lleva cerca de 3 días, mientras que uno de los grandes demora 5 días. Al no poder viajar para vender sus productos en otros lugares, muchas veces tienen que hacer truque.

“Viene un hombre que nos cambia los canastos por 4 naranjas” explicó Maricel, dejando al descubierto el abuso que sufren por parte de personas que no son del pueblo y se acercan para aprovecharse de las necesidades que se viven en el Espinillo. “Él pone el precio,  y no nos deja que nosotras pongamos el precio. Se llama Felipe y vive en Castelli”, agregó la mujer.

A su vez las trabajadoras de la cooperativa manifiestan que han sido estafadas por Pablo Denardi y Marcos López, miembros de la organización Consejo de Carashe, de la cual ellas formaban parte hace algunos años. Estos hombres, habían gestionado con el Ministerio de Desarrollo Social de la provincia la compra de las artesanías, pero las mujeres denuncian que nunca recibieron el pago que se estipulaba en dicho convenio.

“Pensamos que era un buen tipo que iba a acompañar a nuestra comunidad, pero nunca más apareció y se dividieron la plata entre ellos” contó con angustia Marcial, quien agrega que ningún funcionario se acerca al lugar para dar una solución a las familias que se están muriendo de hambre.

Así la historia de avasallamiento contra los pueblos originarios no es cuestión del pasado en estos territorios, la cruda indiferencia por parte del gobierno dejan a la gente en manos de punteros, estafadores y explotadores que juegan con la desesperación de las y los que menos tienen para sacar un beneficio propio.

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:

NEWSLETTER

Suscríbase a nuestro boletín de noticias

VIDEOS