sábado 04 de julio de 2020 - Edición Nº884
Frente de Organizaciones en Lucha » Trabajo » 22 jun 2020

Capital Federal

Promotoras de salud a planta transitoria: "Esto es un logro de todo el FOL"

El esfuerzo de años de la comisión de salud del FOL CABA dio sus frutos. Cinco de sus integrantes lograron que su trabajo sea reconocido y se incorporarán a los Cesac de distintos barrios.  


La comisión de salud del FOL en Capital Federal viene creciendo y consolidándose desde hace varios años. El trabajo de hormiga y a pulmón en distintos barrios y villas de la ciudad hizo que se transformaran en actrices centrales para combatir el coronavirus en las zonas más postergadas de la Ciudad. Hoy el esfuerzo y la lucha rindieron sus frutos y cinco de sus integrantes pasaron a planta transitoria como promotoras de salud.

Cristina, Mariela y Juana son tres de las integrantes de la comisión que ingresaron a planta transitoria. Todas tenían alguna experiencia previa relacionada a la salud: Cristina se recibió hace 20 años como enfermera auxiliar pero luego se casó y nunca ejerció la profesión. Hace 5 años cuando se separó e ingresó al FOL decidió aportar desde sus conocimientos; Juana llegó desde Perú buscando una vida mejor, y el primer trabajo que consiguió fue en un geriátrico y esa experiencia le gustó mucho y le dio algunas herramientas; Mariela por su parte contó que al principio la enfermería no le gustaba mucho, pero luego su papá se enfermó de diabetes y al ver lo que sufría y las horas que pasaba en el hospital, comenzó a formarse para poder ayudarlo a él y a otras personas.

Estos saberes previos se sumaron a las capacitaciones que tuvieron en el FOL y que todas coincidieron en que fueron muy enriquecedoras. “Yo pensaba que la salud era no estar enfermo, pero empecé a ver que era mucho más que lo físico. La enfermedad aparece porque uno come mal, pasa nervios, no te alcanza la plata para el alquiler o para comprarle cosas a tus hijos, entonces te vas enfermando” dijo Cristina.

En la misma sintonía, Juana dijo “la salud es un derecho que tenemos todos y organizarse creo que es parte de la salud. No es solo no tener dolor, sino que también es desarrollar tus inquietudes, crecer como persona y mujer, y vivir bien en todos los aspectos psicológicos, físicos y emocionales”. A esto Mariela le agregó que “la sexualidad, el género y la salud están relacionadas. Hace dos años fui al Encuentro de Mujeres y ahí pude traerme muchas herramientas para saber cómo enfrentar al agresor”.

Durante la pandemia el trabajo que vienen haciendo hace años se intensificó y fueron ellas junto a otras compañeras las que estuvieron en la primera línea de combate contra el virus. El resultado de tanto esfuerzo tuvo como resultado un triunfo popular enorme: el pase a planta.

“Para mí es un logro muy importante, pero creo que no es solamente mío. Mi logro va acompañado del FOL, gracias a ese apoyo, esa contención que nos dan (…) llegue a hacer lo que más quiero hacer que es trabajar para los vecinos” dijo Juana y agregó “me daré mi tiempo para seguir participando y no desvincularme del FOL, porque es mi familia, cada uno de mis compañeros, del barrio y las asambleas son mi familia”. Por su parte Mariela expresó que continuarán luchando para que ingresen todas las compañeras que durante mucho tiempo hicieron tanto sacrificio y hoy quedaron afuera.

El proceso en la comisión de salud

Durante un año llevaron a cabo una formación de Promotorxs en Salud Comunitaria con el Colectivo de Salud Popular; Además tambien se hicieron capacitaciones con los CeSac (Centros de Salud y Acción Comunitaria), primero con el N° 10 del barrio de Constitución y luego con el Cesac de cada barrio donde se encuentra la organización; En el 2019 junto con el Colectivo de Trabajadorxs de la Salud Bucal, se trabajo en prevención y promoción de la salud bucal y formación de promotoras en ese área ,  también con este Colectivo se  coordino con la Cátedra de Clínica Estomatológica III de la Universidad del Salvador distintas jornadas de atención en los barrios. Por otro lado, se dieron la política de dialogar con las y los médicos comunitarios para que asistieran a los comedores a dar charlas sobre salud sexual y reproductiva, enfermedades de transmisión sexual, primeros auxilios, RCP, y se hicieron patrullas de descacharreo y desinfección para combatir el dengue.

Al arrancar la cuarentena hicieron una red con todos los centros de salud para pensar en conjunto cómo abordar la problemática. Luego de tantos años de patear el barrio, los movimientos sociales reclamaron su lugar protagónico e irrumpieron en los comités de emergencia y las mesas territoriales para exigirle al gobierno que las acciones que se implementaran debían ser necesariamente de la mano de las organizaciones y las y los trabajadores de salud de las salitas.

Cuando se implementó el programa Detectar, las promotoras del FOL estuvieron en la organización previa y en todo su desarrollo facilitando los espacios para las entrevistas, los contactos con las y los vecinos, y la información necesaria para identificar los casos sospechosos. De esta manera jugaron un rol clave para que los testeos pudieran hacerse respetando la intimidad de las familias y sin fomentar la estigmatización y los posibles conflictos que pudieran generarse al descubrir a una persona contagiada. Además también exigieron condiciones dignas en la espera de los resultados y el traslado inmediato a hoteles en buenas condiciones en el caso de dar positivo.  

En paralelo una vieja camada de promotoras de salud venía luchando hace años por mejoras en sus condiciones laborales y el pase a planta. En ese marco lograron que el gobierno de la ciudad abra una convocatoria para incorporar personal, y finalmente gracias a la perseverancia, el reconocimiento del barrio y de los centros de salud, y la experiencia acumulada, el triunfo popular se hizo real y algunas integrantes del FOL obtuvieron su merecido reconocimiento como promotoras de salud del gobierno de la Ciudad.

 

 

 

 

 

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:

NEWSLETTER

Suscríbase a nuestro boletín de noticias

VIDEOS